Cinco jueces asturianos avalan a Garzón contra el franquismo

18/05/2010 por

Cinco jueces asturianos avalan a Garzón contra el franquismo

Alegan que no hay prevaricación por interpretar la ley de forma diferente.

18/05/2010 PILAR CAMPO

 

RT Nres magistrados y dos magistrados-jueces asturianos figuran entre los 81 miembros de la Judicatura española que han suscrito un documento para respaldar la libertad de interpretación de la legislación y su rechazo a que cualquier discrepancia sea “criminalizada”. Amparan la investigación judicial para que los crímenes contra la humanidad y durante el régimen franquista no queden impunes, pero advierten que su posicionamiento es ajeno a “cualquier personalismo porque el debate abierto no es un apoyo al magistrado Baltasar Garzón, ni al magistrado instructor Luciano Varela”.

El manifiesto, titulado “en la tradición de Justicia Democrática”, fue suscrito el pasado 9 de abril por los magistrados asturianos José Manuel Buján, miembro de la Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Asturias (TSJA), Guillermo Sacristán Represa, adscrito a la Sección Primera de la Audiencia Provincial e Ignacio González Vega, titular del juzgado de lo Penal 20 de Madrid. También cuenta con el apoyo de los magistrados-jueces Carlos Marigorta, titular del juzgado de Grado 2, y Julio Martínez Zahonero, titular del juzgado de Cangas del Narcea y coordinador de la sección asturiana de Jueces para la Democracia.

José Manuel Buján asegura que firmó el documento porque lo hacía “en defensa de la libertad y la democracia, pero no de ninguna persona en concreto”. Ratifica su respeto hacia el juez instructor, al proceso y al Tribunal Supremo. “Hay que respetar las normas del proceso y una cosa es estar en contra de los crímenes de la humanidad y otra bien distinta que se sancione a un juez por una interpretación de la ley”. El magistrado considera que a los jueces hay que dejarles trabajar, sin ningún tipo de presión. “En este tema hay muchas connotaciones políticas, pero cuando uno no está de acuerdo con una sentencia para eso tiene la vía del recurso”, expone.

El magistrado Guillermo Sacristán rechaza de plano que una discrepancia en una resolución judicial pueda conducir a la criminalización del juez. “No hay una conducta prevaricadora por el simple hecho de discrepar. Son, simplemente, interpretaciones diferentes”, subraya.

 

VIAS ALTERNATIVAS El magistrado Ignacio González Vega sostiene que detrás de este documento “no hay personalismos sobre si se defiende a Garzón o a Varela. Se trata del concepto amplio de prevaricación. Si la decisión es errónea puede ser subsanada por la vía del recurso, pero en ningún caso es una conducta delictiva. De hecho –recuerda– hay tres magistrados de la Audiencia Nacional que emitieron un voto particular porque compartían la opinión de Garzón”.

El magistrado-juez Carlos Marigorta muestra su preocupación porque una discrepancia sobre la interpretación de la ley pueda ser considerada como una conducta delictiva. “Garzón tiene tres causas abiertas y de hecho sólo nos hemos pronunciado por la ley de la memoria histórica. Este es un debate jurídico y técnico que no supone ni un ataque al instructor, ni una defensa de Garzón”.

El magistrado-juez Julio Martínez Zahonero advierte que el debate surgió “antes de que fuera público el caso Garzón” porque es un tema que inquieta a la Judicatura. “Nos preocupa que se criminalice una actuación judicial que puede ser discutible, pero no arbitraria. Es un debate abierto”.

http://www.lavozdeasturias.es/noticias/noticia.asp?pkid=554788

Comentarios

comentarios